Los hilos invisibles que nos atan

NACEMOS – En los vínculos, los hilos invisibles son los que más fuertes nos atan. Nacemos y alguién nos recibe, nacemos y alguién nos acoge. Y a partir de ahí…

«En el inicio es la relación. Naces y allí está el otro, tu madre, tu padre, la partera, alquien está allí, alguien que te mira, alguien que te recibe, que te sonríe o te mira. Alguien está ahí. Tu vida es ante alguien, o con alguien, o contra alguien, o por alguien, o para alguien, o sin alguien. Eres tú y el otro. Yo y tú»  Jaime Barylko.

2 comentarios en “Los hilos invisibles que nos atan

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s