Toca descansar…

Por pausa de Navidad me desconecto de tecnologías.

Volveré a primeros de enero.

navidad.jpg

Anuncio publicitario

CONTÁGIATE, es gratis, ecológico y sienta de maravilla

DARNOS PERMISO PARA EXPRESAR EL HUMOR – Suelta la emoción y disfrútala.

Los vampiros emocionales

¿Los conoces? todos tenemos algunos rondando por nuestro entorno, se trata de aquellas personas que siempre están ancladas a la queja, la ira, el mal humor, y que poquito a poquito si tu les dejas te «chupan» toda tu energía.

Se habla mucho de hacer una buena limpieza relacional para impedir que estas personas minen tu estado de ánimo.Y ¿qué ocurre cuando soy yo mismo el que me estoy robando la energía con mis actitudes?

Hoy os traigo diez propuestas de actuación del Dalai Lama para gestionar adaptativamente este tema:

  1.  Deja ir a personas que sólo llegan para compartir quejas, problemas, historias desastrosas, miedo y juicios de los demás. Si alguién busca un cubo para echar su basura, procura que no sea en tu mente.
  2. Paga tus cuentas a tiempo. Al mismo tiempo cobra a quién te debe o elige dejarlo ir, si ya es imposible cobrarle.
  3. Cumple tus promesas. Si no has cumplido, pregúntate por qué tienes resistencia. Siempre tienes derecho a cambiar de opinión, a disculparte, a compensar, a renegociar y a ofrecer otra alternativa hacia una promesa no cumplida; aunque no como costumbre. La forma más fácil de evitar el no cumplir con algo que no quieres hacer, es decir NO desde el principio.
  4. Elimina en lo posible y delega aquellas tareas que no prefieres hacer y dedica tu tiempo a hacer las que sí disfrutas.
  5. Date permiso para descansar si estás en un momento que lo necesitas y date permiso para actuar si estás en un momento de oportunidad.
  6. Tira, recoge y organiza. Nada te quita más energía que un espacio desordenado y lleno de cosas del pasado que ya no necesitas.
  7. Da prioridad a tu salud, sin la maquinaria de tu cuerpo trabajando al máximo, no puedes hacer mucho. Tómate algunos descansos.
  8. Enfrenta las situaciones tóxicas que estás tolerando, desde rescatar a un amigo o a un familiar, hasta tolerar acciones negativas de una pareja o un grupo. Toma la acción necesaria.
  9. Acepta. No es resignación, pero nada te hace perder más energía que el resistir y pelear contra una situación que no puedes cambiar.
  10. Perdona. Deja ir una situación que te esté causando dolor, siempre puedes elegir dejar el dolor del recuerdo.

Os propongo ponerlo en práctica durante un período, de por ejemplo un mes como si fuera un reto. Por ejemplo:  «El reto de los 30 días» y una vez terminados los mismos, realizar una valoración de los resultados obtenidos orientada sobre todo a comprobar que áspectos de mi vida diaria han mejorado.

Como siempre os animo a compartirlo aquí en el blog, ¡mucha fuerza!

Gente Tóxica-

La selección de diciembre.

  • “La manera como nos comunicamos con los demás y con nosotros mismos, determina la calidad de nuestra vida“ Anthony Robbins.
  • «Si no puedes fallar, entonces no vale la pena». Seth Godin.
  • «Así como el hierro se oxida por falta de uso, también la inactividad destruye el intelecto». Leonardo Da Vinci.
  • «Eres lo que crees: ciertas creencias te dan vida, otras te limitan» Xavier Guix.
  • “Perder con clase y vencer con osadía, porque el mundo pertenece a quienes se atreven”.Charles Chaplin.
  • «Descifrar lo que está delante de nuestros ojos requiere una lucha constante». Orwell
  • «No te digas a ti mismo que tienes un problema, dile al problema que te tienes a ti mismo». Proverbio africano.
  • «Vivir es dar la respuesta adecuada a los retos que la existencia nos plantea». Victor Frankl.
  • «La vitalidad se revela no sólo en la capacidad de persistir sino en la de volver a empezar» . Francis Scott Fitzgerald
  • «Una colección de pensamientos debe ser una farmacia donde se encuentra remedio a todos los males» . Voltaire.
  • «La manera en que nos sentimos depende en gran medida de cómo anticipamos que nos sentiremos». Irving Kirsch.
  • «Vive tu vida como si subieras una montaña. De vez en cuando mira la cumbre, pero más importante es admirar las cosas bellas del camino. Sube despacio, firme, y disfruta cada momento. Las vistas desde la cima serán el regalo perfecto tras el viaje». Harold V. Melchert.

maria foto